Hachazo de Mursi al ejército egipcio

Estándar
El presidente egipcio, Mohamed Morsi, con los generales Tantui (izquierda) y Anan. Foto: AFP

El presidente egipcio, Mohamed Morsi, con los generales Tantui (izquierda) y Anan. Foto: AFP

Todavía es pronto para saber el alcance real de la decisión tomada este domingo por el presidente egipcio, Mohamed Mursi, de retirar al jefe del Ejército y anular las reformas llevadas a cabo por los militares, pero parece claro que la intención es iniciar, al fin, una nueva etapa más desligada de los restos (aún poderosos) del corrupto régimen de Mubarak.

En una maniobra sorprendente, aunque solo hasta cierto punto (los recientes incidentes del Sinaí le habían allanado el camino), el islamista Mursi ha anulado la declaración constitucional que aprobó el Consejo Superior de las Fuerzas Armadas justo antes de transferir el mando, y que reservaba un gran poder al Ejército, y ha ordenado también el paso al retiro del ministro de Defensa y comandante en jefe de las Fuerzas Armadas, Husein Tantaui, y del jefe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas, Sami Anan. Tantaui fue jefe de la Junta Militar que dirigió Egipto desde la salida de Mubarak, el 11 de febrero de 2011, hasta que Mursi fue elegido presidente, el pasado mes de junio.

Mursi ha designado como vicepresidente al juez Mahmud Meki, quien se distinguió por su defensa de la independencia judicial durante la presidencia de Mubarak. El nuevo comandante en jefe de las Fuerzas Armadas y ministro de Defensa será el general Abdelfatah al Sisi (uno de los oficiales que justificó los llamados “test de virginidad” a mujeres manifestantes en marzo de 2011), mientras que el general Sedqi Sobhi ocupará el cargo de jefe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas (el “número dos” del Ejército egipcio).

Como resultado de esta maniobra, Mursi (y, con él, los Hermanos Musulmanes) acapara más poder, una situación que habrá que poner aún en cuarentena, al menos mientras el parlamento egipcio siga disuelto. En un discurso pronunciado apenas unas horas después, el presidente ha dicho que “las decisiones que he tomado hoy no van dirigidas contra personas, ni pretenden avergonzar a ninguna institución, ni mi intención es recortar las libertades. No pretendo enviar un mensaje negativo sobre nadie, mi objetivo es beneficiar a esta nación y al pueblo”. Este domingo por la noche, unos 2.000 manifestantes islamistas se han manifestado en la plaza Tahrir de El Cairo para festejar la decisión del jefe del Estado.

De momento, tal vez convenga actualizar el gráfico de la cadena de mando en Egipto…


Más información:
» Egyptian defence chief Tantawi ousted in surprise shakeup (Abdel-Rahman Hussein, en The Guardian)
» Espectacular golpe de mano de Morsi contra el Ejército egipcio (Íñigo Sáenz de Ugarte, en Guerra Eterna)
» In Switch, Egypt’s Civilian President Makes Coup against Generals (Juan Cole, en Informed Comment)
» Egypte, une nouvelle étape? (Alain Gresh, en Nouvelles d’Orient, Le Monde Diplomatique)
» The Morsi Maneuver: A First Take (Issandr El Amrani, en The Arabist)
» Military leadership reshuffling in Egypt – what it isn’t, what it is (Mohamed el Dahshan)
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s