Gaza llega a la Corte Internacional: Sudáfrica acusa a Israel de mantener «un patrón de conducta genocida»

11/1/2024 | Miguel Máiquez
La Corte Internacional de Justicia, en La Haya. Foto: United Nations / Flickr

La Corte Internacional de Justicia (CIJ) comenzó este jueves en La Haya la vista para estudiar la denuncia de Sudáfrica contra Israel por genocidio en Gaza. Sudáfrica acusa a Israel de mantener «un patrón de conducta genocida» en la Franja con «asesinatos en masa», «desplazamientos forzados» y «daño físico o mental grave» de los civiles palestinos.

Según denuncia Sudáfrica ante la CIJ (el principal órgano judicial de la ONU), estos «actos genocidas» «no son marginales, y están incorporados en la política estatal» israelí. Como prueba, Sudáfrica destaca «el lenguaje de deshumanización sistemática» usado por altos cargos israelíes para calificar a los palestinos de Gaza de «animales humanos».

«La intención genocida de Israel tiene sus raíces en la creencia de que el enemigo no es solo el ala militar de Hamás, o incluso Hamás en general, sino que está incrustado en el tejido de la vida palestina en Gaza. Israel es la potencia ocupante que controla Gaza. Controla la entrada, la salida y el movimiento interno dentro de Gaza», aseguró el abogado sudafricano Tembeka Ngcukaitobi durante una audiencia ante la CIJ, informa Efe.

Los palestinos se encuentran «en riesgo inmediato de morir por hambre, deshidratación y enfermedades por el cerco, la destrucción de ciudades palestinas, el acceso insuficiente de ayuda permitida a la población palestina y la imposibilidad de distribuir esa ayuda limitada mientras caen las bombas», dijo por su parte la letrada sudafricana Adila Hassim.

El caso ante la CIJ se centra en la presunta violación por parte de Israel de la Convención para la Prevención y la Sanción del Delito de Genocidio, aprobada en 1948 y en vigor en 152 países.

En alusión a la acusación de genocidio presentada por Sudáfrica, el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, dijo este mismo jueves que Israel lucha «contra el terrorismo y contra las mentiras». Netanyahu calificó asimismo el caso presentado por Sudádrica como una «demostración histórica de hipocresía». «Una organización terrorista lleva a cabo el peor crimen contra el pueblo judío desde el Holocausto, y ahora viene alguien que los defiende en nombre del Holocausto. Qué descaro», afirmó el primer ministro israelí en un vídeo en la red social X, antes Twitter.

Este viernes será el turno de Israel para presentar sus argumentos sobre el caso ante la Corte Internacional de Justicia.

«No podría haber un caso más claro»

Especialmente dura fue la intervención ante la CIJ este jueves de la abogada irlandesa Blinne Ni Ghralaigh, perteneciente al equipo legal sudafricano que defiende el caso. Esta es la traducción al castellano de una parte de su declaración:

La Corte ha escuchado ya acerca del terrible número de muertos y de los más de 7.000 hombres, mujeres y niños palestinos reportados como desaparecidos, dados por muertos o que están muriendo lentamente, muertes insoportables, atrapados bajo los escombros. Los informes sobre ejecuciones sobre el terreno, torturas y malos tratos están aumentando, al igual que las imágenes de cuerpos en descomposición de hombres, mujeres y niños palestinos, dejados sin enterrar donde fueron asesinados. Algunos fueron atacados por animales. Cada vez está más claro que enormes zonas de Gaza (ciudades enteras, pueblos y campos de refugiados) están siendo borradas del mapa. Como ya han escuchado, pero vale la pena repetirlo, según el Programa Mundial de Alimentos, cuatro de cada cinco personas [en el mundo] que sufren hambruna o algún tipo de hambre catastrófica, se encuentran en Gaza ahora mismo. De hecho, los expertos advierten de que el riesgo de muertes por hambre y enfermedades supera significativamente a las muertes por bombardeos.

Las estadísticas diarias son una clara evidencia de la urgencia y del perjuicio irreparable: según las cifras actuales, una media de 247 palestinos están siendo asesinados y corren el riesgo de ser asesinados cada día, muchos de ellos literalmente volados en pedazos. La cifra incluye 48 madres cada día (dos cada hora) y más de 117 niños cada día, lo que ha llevado a UNICEF a calificar las acciones de Israel como una «guerra contra los niños». Al ritmo actual, que no da señales de disminuir, cada día, más de tres médicos, dos maestros, más de un empleado de Naciones Unidas y más de un periodista serán asesinados, muchos de ellos mientras trabajan, o en lo que parecen ser ataques dirigidos a sus hogares familiares o a los lugares donde se refugian. El riesgo de hambruna aumentará cada día.

Cada día, una media de 629 personas resultarán heridas, algunas varias veces, mientras se desplazan de un lugar a otro, buscando desesperadamente refugio. Cada día, más de 10 niños palestinos sufrirán la amputación de una o de ambas piernas, en muchos casos sin anestesia. Cada día, al ritmo actual, un promedio de 3.900 hogares palestinos resultarán dañados o destruidos. Se cavarán más fosas comunes. Más cementerios serán arrasados y bombardeados, y cadáveres serán exhumados violentamente, negándoseles cualquier dignidad o paz incuso los muertos. Cada día, ambulancias, hospitales y médicos seguirán siendo atacados y asesinados. Los equipos de emergencia que han pasado tres meses (sin asistencia internacional) intentando sacar a familias de los escombros con sus propias manos seguirán siendo un objetivo: al ritmo actual, se calcula que un socorrista será asesinado casi cada dos días, a veces en ataques lanzados contra quienes acuden a rescatar a los heridos.

Cada día más personas desesperadas se verán obligadas a reubicarse desde donde estaban refugiadas, o serán bombardeadas en lugares a los que se les había dicho que fueran. Familias enteras de varias generaciones serán aniquiladas; y aún más niños palestinos se convertirán en «WCNSF»: «Niño herido – Sin familia sobreviviente»: el terrible nuevo acrónimo surgido del ataque genocida de Israel contra la población palestina en Gaza.

Urge adoptar medidas provisionales para evitar un perjuicio inminente e irreparable a los derechos en cuestión en este caso. No podría haber un caso más claro o más convincente. En palabras del Comisionado General del Organismo de Obras Públicas y Socorro de las Naciones Unidas, «la aniquilación de Gaza y de su pueblo debe acabar».

Fragmento de la intervención de la abogada Blinne Ni Ghralaigh ante la Corte Internacional de Justicia. Vídeo original: UN Web TV

Más información y fuentes:
» Application of the Convention on the Prevention and Punishment of the Crime of Genocide in the Gaza Strip (South Africa v. Israel) (International Court of Justice)
» Public sitting held on Thursday 11 January 2024 {…], in the case concerning Application of the Convention on the Prevention and Punishment of the Crime of Genocide in the Gaza Strip (South Africa v. Israel (International Court of Justice)
» Sudáfrica acusa a Israel de mantener «un patrón de conducta genocida» en Gaza (Efe)
» Sudáfrica acusa ante el Tribunal de la ONU al “más alto nivel” del Gobierno israelí de incitar al genocidio en Gaza (El País)
» Por qué Israel está siendo juzgada en La Haya por genocidio… y qué efecto puede tener en el desarrollo de la guerra en Gaza (20minutos)
» Israel shows ‘chilling’ intent to commit genocide in Gaza, South Africa tells UN court (The Guardian)
» Netanyahu califica la demanda de Sudáfrica ante la CIJ por genocidio como «muestra histórica de hipocresía» (Europa Press)